El R5 GT Turbo Copa fue un coche exclusivo en lo que se refiere a la relación precio-prestaciones. También se consideró un coche que, por su potencia y su forma de concederla, especialmente en las curvas, era adecuado para conductores profesionales y amantes de la velocidad.

Por ello, no era visto únicamente para usarse como medio de transporte, sino todo lo contrario: un total y llamativo desafío de conducción. Y es que al llegar a los 3000 rpm las aceleraciones eran normales, pero, al incrementarlas, daba la impresión de que podías salir expulsado hacia delante.

Esto hizo que se catalogara como uno de los coches deportivos ideales únicamente para aquellos jóvenes que quisieran incorporarse en el mundo de las carreras y la competición o, incluso, en los rallyes.

Propiedades de los Renault 5 GT Turbo Copa

Este deportivo en particular tuvo su tiempo de fama a lo largo de varios años, pasando de generación en generación y añadiendo ciertas modificaciones con el paso del tiempo, como:

– Vehículo amplio y cómodo

El Renault 5 GT Turbo Copa se fabricó con una particularidad esencial: mayor seguridad en marcha, espacio y comodidad en su interior, pero que, a su vez, permitiera al conductor circular y enfrentar viajes sin preocupaciones.

Esto se debe a que se integraron unas detenciones por barras de torsión y una banqueta trasera abatible, que se adaptaban y ajustaban adecuadamente ante las anomalías y exigencias del terreno.

– Motor GT Turbo de última potencia

El motor poseía ciertas condiciones conocidas de sus antecesores, como potencia, robustez e incluso unos cuatro cilindros con bloque de 1.4 litros de capacidad; pero incorporando un turbocompresor Garrett T3 que bufaba a 0,85 bares dotados de inter-cooler, permitiendo llegar a una potencia de hasta 160 CV sin problema alguno.

Además, disponía de un paragolpes delantero más corpulento y un capó en tonalidad negra mate, para evitar que los faros instalados en el techo del mismo deslumbraran sobre pintura brillante, especialmente en los recorridos nocturnos.

– Carrocería y frenos de discos 

Con el feedback de los conductores, se le fueron incorporando también ciertos ajustes estéticos para disminuir un poco su peso, añadiendo un techo y unas puertas de fibra vidriosa y unos frenos de disco en las cuatro ruedas con 175 mm delante y 215 mm detrás.

– Neumáticos aerodinámicos

El R5 GT Turbo Copa contó con unas llantas de aleación ligera de 340 mm de diámetro las delanteras, y de 360 mm las traseras, con neumáticos con medidas 190/55 y 220/55, respectivamente, permitiendo que pudieran adaptarse a cualquier irregularidad a la hora de desplazarse.

Consigue el mejor servicio para tu Renault 5 GT Turbo Copa en Automecánica Castillo

En Automecánica Castillo tienes a tu disposición a un equipo experto en las múltiples áreas automotriz, abarcando servicios desde reparaciones y/o cambios neumáticos hasta mantenimiento y restauración de los Renault 5 GT Turbo Copa.

¿Quieres conocer más sobre los Renault 5 GT Turbo Copa? ¡Te esperamos en nuestro taller de Castellón de la Plana!